Banner Jurídico.
Banner Sorriso

Despertar Ciudadano

243 | 29 mayo 2012 | Reflexiones y Propuestas | 208 vistas | comentarios

Cecilia Pérez Zepeda*

Mientras que “Cocoa” Calderón –hermana del presidente Felipe Calderón– lamentablemente pretende sacar raja política al autonombrarse: “#yo soy la 133” usando el logo de estudiantes pero con los colores del PAN, el aliancista Gabriel Quadri aclara, que ningún partido político que llegue al poder podrá intervenir en la dirigencia del SNTE, ni mucho menos quitar a su presidenta vitalicia, Elba Esther Gordillo.

Los miembros de “#Yo Soy  132” están obligados a llevar su  movimiento más allá del 1 de julio.

Los miembros de “#Yo Soy 132” están obligados a llevar su movimiento más allá del 1 de julio. Foto: Especial.

La prensa mundial ha dado gran cobertura al destacar la “sacudida” que han propinado los jóvenes universitarios tanto de instituciones públicas como privadas a través del movimiento “#Yo Soy 132”, al proceso electoral que vivimos en nuestro país.

Según la revista Proceso, el diario estadunidense The Washington Post, el canadiense, The Huffington Post, los londinenses The Guardian y BBC, así como la televisora árabe Al Jazeera fueron algunos de los medios que dieron cuenta del movimiento estudiantil iniciado por alumnos de la Universidad Iberoamericana. Incluso algunos ya se refi eren al movimiento como “la Primavera Mexicana”.

Lo que perciben todos, desde el exterior, es que a lo largo y ancho de la República es la participación de miles de estudiantes, si amable lector, miles de estudiantes, que protestan por el sesgo en la cobertura de los medios de comunicación, en particular Televisa, que sin el menor cuidado, por un lado se ha dedicado a proteger y favorecer al candidato del PRI, Peña Nieto, y por el otro a minimizar el movimiento juvenil cuando nos “informa” a los mexicanos que son grupos pequeños de estudiantes los que ahí se manifiestan.

Sin embargo, la prensa internacional ha dedicado “la nota de ocho” –dicho así, a la noticia más importante del día en la primera página de cualquier periódico– lo que verdaderamente sucede con los jóvenes, por ejemplo: The Washington Post: “Miles de estudiantes protestan la cobertura de los medios de comunicación de la elección presidencial de México”; Al Jazeera: “México, protesta de estudiantes por presunta parcialidad de los medios”; La BBC de Londres publicó un amplio texto titulado “¿Quiénes son los #132 de México?”, en el que dio cuenta detalladamente de cómo nació el movimiento; y con un subtítulo puso sobre la mesa el tema de si se trata de la “Primavera Mexicana”; La Nación, de Argentina, tituló su nota: “Estudiantes mexicanos marchan contra ‘manipulación’ mediática y política”. Además, la noticia también fue difundida en Bélgica, Francia, Suiza, Alemania, Japón, Chile y Brasil.

Por cierto, el 25 de mayo en Querétaro, nuevamente alrededor de mil quinientos estudiantes de diversas universidades han repetido la marcha “AntiPeña”, aunque los medios locales se empeñan en difundir que solo llegaron a ser doscientos cincuenta los manifestantes universitarios, tal vez será porque los medios siguen auto convencidos de que quienes escuchamos las noticias y leemos los periódicos creemos todo los que ahí se dice o escribe. ¿Será esa la razón?

A pesar de que todos los medios nacionales se “empeñan”, en mentirles a los mexicanos, el asunto es que ya nadie les cree. Erróneamente están convencidos que con sus noticias subjetivas inducen a quienes los escuchamos atentos, tengo la impresión de que no se han dado cuenta o no han querido aceptar que los ciudadanos hemos aprendido a detectar filias y fobias de quienes pretenden informarnos la situación del país, como si no viviéramos dentro del mismo territorio.

Los integrantes del movimiento “#Yo Soy 132”, tienen la obligación de hacer un balance general y serio de su movimiento, estar conscientes de la atención nacional y mundial que han captado y aunque con mucha claridad han venido reiterando que son apartidistas y que su principal demanda es el manejo equitativo de la información, ése movimiento no debe quedarse hasta ahí, ni ser solamente una “moda” que desaparezca el primero de julio con el día de la votación.

El compromiso debe ir más allá, decidirse a elaborar un programa de acción y con la fuerza que los ha venido caracterizando impulsar diálogos con la y los contendientes sobre acciones reales, sentar en su momento a cada uno de los cuatro candidatos, y manifestarle la necesidad de consolidar verdaderos programas de impulso a los jóvenes en rubros como educación, empleo, cultura, deporte, seguridad, entre otros.

Cuidar que el movimiento no se partidice será su obligación, sin embargo, considero que ahora es buen momento para crear una agenda propositiva que venga a colaborar en los temas de su interés y dar seguimiento a puntos petitorios que tengan, finalmente todos queremos un México mejor, ¿o no?

*Abogada. Estudiosa del Derecho Constitucional y Electoral.
cpz@libertaddepalabra.com

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Comentar

Agrega tu comentario debajo o deja un trackback desde tu sitio web.

 Suscríbete a los comentario para recibirlos en tu lector RSS.

Se pide que los comentarios se hagan con respeto, para evitar que sean editados.

* campos requeridos

Comentario

¿Quiéres recibir nuestras actualizaciones por e-mail?

Simplemente ingresa tu dirección de correo en la casilla siguiente, aparecerá una ventana confirmándote tu suscripción. A partir de ese momento recibirás un correo electrónico con las últimas noticias.

Ingresa tu e-mail:

Actualizaciones entregadas por FeedBurner