Banner Jurídico.
Banner Sorriso

Violencia contra las mujeres: tipos y modalidades

366 | 3 diciembre 2014 | Reflexiones y Propuestas | 81 vistas | comentarios

Cecilia Pérez Zepeda*

Día contra la Violencia de Género

Imagen: Especial.

Hace unos días y en el marco de la conmemoración del vigésimo aniversario por la implementación de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia Contra la Mujer “Convención Belém do Pará”, la Organización de las Naciones Unidas (ONU), a través de su representante en nuestro país Ana Güezmes, señaló que según datos oficiales basados en denuncias, siete de cada diez mujeres en el mundo han sufrido algún tipo de violencia durante su vida.

Por desgracia la incidencia en México –según la Comisión Nacional de Derechos Humanos–, se refiere a la violencia familiar y al abuso sexual, y si bien contamos con la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, lo importante no nada más implica contar con este tipo de legislaciones que de antemano pretenden prevenir la violencia, sino que hace falta ir más allá y hacerlas efectivas procurando la más amplia protección a favor de las mujeres en nuestro país.

Esta Ley puntualiza tanto los tipos como las modalidades de la violencia, a saber:

TIPOS • Física: Golpes, fracturas, torceduras, cachetadas, empujones, daños en el cuerpo. • Sicológica: Frases que las mujeres escuchan en algún momento de su vida. • Patrimonial: Quitarle su dinero, romper, esconder, robar o vender sin su permiso sus objetos de valor, así como sus documentos personales y de bienes. • Económica: No aportar dinero intencionalmente para atender las necesidades de salud, educación o alimentación de la mujer y de los hijos, así como la manutención de la casa. No dejarla trabajar, controlar el ingreso familiar, recibir un salario menor en comparación con los hombres por un trabajo igual. • Sexual: Tocamientos, insinuaciones, acercamientos no deseados, introducción forzada y sin su consentimiento del pene, dedos o algún otro objeto, por cualquier persona o la pareja; limitarle, negarle o imponerle la anticoncepción o el embarazo. La prostitución forzada, la trata de así como revisiones forzadas para “asegurar” la virginidad, el embarazo y/o la fidelidad.

MODALIDADES • Violencia familiar: Insultos, menosprecio, indiferencia, prohibiciones, golpes, abuso físico, sexual y sicológico.• Violencia laboral: Hostigamiento o acoso sexual, discriminación de trato, falta de oportunidades equitativas, condicionar la contratación por estar casada, tener hijos o estar embarazada, limitación a cargos de toma de decisión y pago desigual por el mismo trabajo en comparación con los hombres.• Violencia docente: Conductas que violentan a las alumnas, como pedirles que no usen prendas supuestamente “provocativas”, no tomar en cuenta sus opiniones durante la clase, dar ejemplos sexistas para explicar algún tema, limitarles el acceso a los estudios, acoso u hostigamiento por parte de compañeros o profesores. • Violencia en la comunidad: Se presenta en lugares públicos (calle, transporte, parque, etcétera) y comprende los “piropos”, tocamientos e insinuaciones. El trato discriminatorio por ser mujer en servicios como información automovilística, de informática, trámites bancarios o administrativos. La negación de su libre tránsito y acceso en bares, tiendas, deportivos, así como la participación en festividades, actividades o tomas de decisiones comunitarias. • Violencia institucional: Imponer, negar o condicionar el ejercicio de los derechos humanos en los servicios públicos, imponer un método anticonceptivo, no darle información objetiva de los procedimientos y consecuencias. Cuando al denunciar se duda de su palabra y se le responsabiliza de la violencia que ha vivido; no respetar su privacidad y confidencialidad • Violencia feminicida: La violencia extrema que elimina los derechos humanos de las mujeres, que promueve el odio hacia ellas y que incluso llega hasta el asesinato.

Que quede claro entonces, hablar de violencia contra las mujeres va más allá de los golpes y maltratos físicos, cualquier tipo y/o modalidad a la que nos hemos referido constituye una franca violación de los derechos humanos y libertades fundamentales, lo que lastima la dignidad humana.

Gracias por su lectura.

*Abogada. Magistrada del Tribunal Electoral del Estado de Querétaro.

Twitter: @CPEREZZ001

Fuente: Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y http://www.vertigopolitico.com/images/revistaimpresa/714.pdf

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Comentar

Agrega tu comentario debajo o deja un trackback desde tu sitio web.

 Suscríbete a los comentario para recibirlos en tu lector RSS.

Se pide que los comentarios se hagan con respeto, para evitar que sean editados.

* campos requeridos

Comentario

¿Quiéres recibir nuestras actualizaciones por e-mail?

Simplemente ingresa tu dirección de correo en la casilla siguiente, aparecerá una ventana confirmándote tu suscripción. A partir de ese momento recibirás un correo electrónico con las últimas noticias.

Ingresa tu e-mail:

Actualizaciones entregadas por FeedBurner