Banner Jurídico.
Banner Sorriso

La toma del Patio Barroco y la DFS

458 | 17 noviembre 2016 | Archivo y Memoria | 118 vistas | comentarios
patio barroco uaq

Reaccionaron ante lo que consideraron un “ataque al templo”. Fotos: Especial.

Kevyn Simon Delgado*

El proyecto universitario del entonces rector, Hugo Gutiérrez Vega, lidió el 29 de noviembre de 1966 con uno de los momentos más recordados de la historia de la UAQ: la toma del Patio Barroco. Ante el crecimiento del número de estudiantes y la falta de espacios para dar clases, el edificio contiguo le fue entregado a la universidad, sin embargo, la feligresía del Templo de Santiago lo vio como una afrenta del rector “comunista” contra su iglesia, reaccionando violentamente.

El obispo Alfonso Toriz Cobián negó tener facultades para abrir la puerta del patio para que los universitarios tomaran posesión de él, por lo que, en algún momento (según nuestras fuentes podría ser entre 4 y 6 de la tarde), se tomó la decisión de hacer dos hoyos en la pared del segundo nivel en la zona norte anexa al patio en disputa, en lo que anteriormente había sido un pasaje que conectaba a ambos edificios. El Patio Barroco, según los testimonios estaba en pésimas condiciones; por otra parte, dicen otros testigos, varios estudiantes saquearon las pertenencias de la iglesia.

uaq queretaro

Los feligreses fueron azuzados para defender el templo.

Lo que queda claro es que estos hechos alarmaron a la feligresía de la parroquia que, tan pronto se enteró de lo que estaba sucediendo, se organizó para “defender” la iglesia de lo que ellos suponían era un ataque directo contra todo el templo. En la noche la confrontación llegó a su clímax, los grupos de derecha que se venían manifestando en contra del proyecto de Gutiérrez Vega, llegaron en números de cientos. Alrededor de las 19:50, según el Diario de Querétaro, los feligreses entraron por la puerta de barrotes de madera que conecta a la iglesia con el patio, luego de quitar una improvisada barrera que los estudiantes pusieron en la puerta principal más cercana al templo, replegaron a los pocos universitarios que había, quienes desde los balcones del segundo piso arrojaban piedras a los feligreses que estaban en la calle. Con su superioridad numérica, los feligreses persiguieron a los estudiantes hasta la parte superior del patio del jardín botánico (hoy mejor conocido como patio de los naranjos), ingresando por los mismos hoyos por los que los estudiantes habían ingresado al Patio Barroco.1

Sin embargo, esta supuesta defensa terminó en asalto y saqueo a las instalaciones de la UAQ, los feligreses robaron y destruyeron equipo del laboratorio de Química y de las oficinas de la Universidad, además de que destruyeron algunos cubículos y robaron máquinas de escribir, resultando una docena de heridos. Cuando la pelea estaba en su momento más tenso y con un contingente de feligreses más numeroso en camino, la Policía apoyada por el Ejército, formó un cerco alrededor de la Universidad para impedir que el nutrido contingente llegara a las instalaciones, además de que lanzaron varias cargas de gas lacrimógeno al interior de la UAQ para separar a los rijosos, con la orden del gobernador Manuel González de Cosío de “que los sacaran a patadas de ahí”. Esa misma noche, la DFS reportó al respecto de la situación:

“[…] a las 19.00 horas del día de la fecha un grupo de estudiantes, para pasar al ex-Convento, se introdujo a la Parroquia de Santiago, anexa al mismo, en el momento en el que se verificaba un rosario, causando la consiguiente alarma entre los feligreses que se indignaron por la forma irreverente de los estudiantes hacia el culto.

uaq queretaro

Policías y soldados formaron un cerco alrededor de la Universidad

El párroco de la Iglesia, Ángel Monroy, azuzó a los feligreses, los que en número aproximado de 400 (cuatrocientos), armados con palos y piedras, asaltaron el edificio de la Universidad, posesionándose de él, mismo que trataron de defender los 30 (treinta) estudiantes que se encontraban en el interior, resultando en la refriega, lesionado de una pedrada el estudiante de Preparatoria Javier Olguín Villegas.

El Rector, Lic. Hugo Gutiérrez Vega, que se encontraba en sus oficinas en el momento de la agresión, estimó los daños causados a la Universidad en $50,000.00, ya que se destruyeron vidrios, mobiliario y el laboratorio de Biología.

Se tiene conocimiento de que aparte del párroco aludido, otros dos curas y miembros del P.A.N. y de la U.N.S., encabezados por los conocidos sinarcas de la ciudad de Querétaro Carlos Martínez de Cossío y Adela Rosas de Martínez de Cossío, intervinieron para azuzar a los feligreses.

A petición del propio Rector, a las 20.00 horas intervino la policía local, auxiliada por dos pelotones de Infantería de la 17/a. Zona Militar, al mando de un Subteniente, habiendo permanecido los miembros del Ejército frente al edificio, mientras los policías arrojaban 25 bombas lacrimógenas, con lo que lograron desalojar el inmueble a las 21.00 horas.

Quedaron patrullando las inmediaciones de la Universidad, un pelotón de granaderos y elementos de la fuerza federal.

A las 22.30 horas, el Rector se reunió con los integrantes del Consejo Universitario, algunos catedráticos y alrededor de 200 (doscientos) estudiantes, para deliberar sobre los acontecimientos, habiendo acordado dejar una guardia en la Universidad, con objeto de repeler cualquier nuevo intento de agresión por parte de los grupos católicos”.

Finalmente el patio permaneció en la UAQ, el centro universitario fue construido en 1973, dando realmente salida a la problemática del espacio, mientras que la Iglesia, todavía a principios de 1990, reclamó que se le regresara “su” patio.

*Historiador de la UAQ.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Comentar

Agrega tu comentario debajo o deja un trackback desde tu sitio web.

 Suscríbete a los comentario para recibirlos en tu lector RSS.

Se pide que los comentarios se hagan con respeto, para evitar que sean editados.

* campos requeridos

Comentario

¿Quiéres recibir nuestras actualizaciones por e-mail?

Simplemente ingresa tu dirección de correo en la casilla siguiente, aparecerá una ventana confirmándote tu suscripción. A partir de ese momento recibirás un correo electrónico con las últimas noticias.

Ingresa tu e-mail:

Actualizaciones entregadas por FeedBurner